Saltar al contenido

Galletas de Jengibre

galletas de jengibre

Si aún no has probado las deliciosas galletas de jengibre (Gingerbread Man) estas a tiempo de hacerlo para estas navidades.

Mejor aún, te propongo hacerlas y divertirte en casa porque si hay algo de especial en estas galletas navideñas es que además de ser exquisitas son perfectas para entretener a toda la familia, incluidos los más peques.

Tanto la elaboración como la cocción y decoración de las galletas de jengibre son muy fáciles de hacer, ya lo podrás comprobar tu misma/o.

En esta receta hay algo que me gusta muchísimo (aparte de decorarlas) y es la textura crujiente que tiene por sus bordes y al mismo tiempo lo suave que está su centro.

Cuando las preparado ese es el resultado que me gusta obtener, y para que también te queden perfectas te doy cada truco que me ha funcionado.

Estoy segura de que te gustará repetir esta receta cada año para disfrutar las navidades y ¿por qué no? para cualquier otra ocasión.

Si quieres saber cómo surgieron estas divertidas galletas y por qué las preparamos tradicionalmente para navidad, te dejamos su historia al final de esta página.

Si en cambio, ya quieres saber qué ingredientes usar y el paso a paso para hornear las mejores galletas de jengibre, te explicamos todo inmediatamente.

MEJORES RECETAS EN TU EMAIL

Suscribete para recibir GRATIS todas las Recetas y los MEJORES Trucos de Cocina

Receta Galletas de Jengibre

receta galletas de jengibre
Print Recipe Pin Receta
5 from 2 votes
Te mostramos cómo hacer las mejores galletas de jengibre, con cada truco para que te queden perfectas, incluyendo cómo decorarlas, conservarlas y mucho más.
Prep Time30 mins
Cook Time12 mins
Total Time42 mins
Course: Desayuno, Postre
Cuisine: Inglesa
Keyword: jengibre
Servings: 25 Porciones
Calories: 140kcal
Author: Dailis

Ingredientes

  • 180 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 150 g de azúcar morena
  • 580 g de harina
  • ½ taza de melaza
  • 1 huevo a temperatura ambiente
  • 1 cucharada de jengibre molido
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 1 cucharadita de nuez moscada
  • ¼ de cucharadita de sal marina
  • ½ cucharadita de clavo molido Opcional
  • 1 o 2 cucharaditas de leche solo si es necesario
  • Para el Glaseado real
  • 150 g de azúcar en polvo
  • 4 g cucharada de merengue en polvo
  • 20 ml de agua a temperatura ambiente

Utensilios

Elaboración paso a paso

  • Primero tamizamos la harina con las especias, es decir el jengibre molido, la canela, la nuez moscada y la sal.
  • Reservamos mientras batimos a velocidad media (con batidor de paleta) la mantequilla y el azúcar moreno, hasta integrarlas bien y que quede una especie de crema.
  • Luego añadimos la melaza y el huevo, seguimos batiendo hasta integrar todo muy bien.
  • Reducimos la velocidad a baja y agramamos la harina mezclada con las espacias. removemos un poco para que no salga volando y luego continuamos batiendo sin excedernos hasta integrar todo quedando una masa homogénea.
  • Si vemos que no se integre muy bien añadimos 1 o 2 cucharadas de aceite, pero este paso es solo si notamos la masa muy separada.
  • A continuación, dividimos la masa a la mitad y formamos 2 esferas, las cubrimos con papel film y refrigeramos como mínimo 2 horas. (si lo hacemos durante toda la noche mejor)
  • Luego precalentamos el horno a 350 ° F/180 °C y preparamos una bandeja cubierta con papel encerado mientras formamos las galletas.
  • Para darles forma enharina la superficie donde trabajaremos la masa para galletas y con un rodillo la estiramos hasta 4mm de grosor aproximadamente.
  • Con un cortador de galletas las recortamos y acomodamos con 2 pulgadas de distancia entre cada una en la bandeja para horno.
  • Llevamos al horno precalentado 10-12 minutos o hasta que notemos que los bordes comienzan a dorarse.
  • Las retiramos del horno y dejamos enfriar 5 minutos en la bandeja, para evitar que se quiebren al trasladarlas.
  • Luego las colocamos sobre una rejilla para que se enfríen por completo mientras preparamos el glaseado para lo que vamos a mezclar todos los ingredientes hasta que no queden grumos.
  • Vertemos el glaseado en una manga pastelera con boquilla redonda y fina (punta estrecha) que nos ayudará a decorar nuestras galletas de jengibre de una forma más fácil.
  • Por último, déjalas en reposo a temperatura ambiente hasta que notes que el glaseado ha endurecido y estarán listas para disfrutar.

Video de Cómo Hacer

Valores Nutricionales

Serving: 5g | Calories: 140kcal

¿Cómo hacer galletas de jengibre?

como hacer galletas de jengibre

Para hacer las galletas navideñas de jengibre necesitamos tener algunos ingredientes aromáticos que le darán su intenso sabor característico, como es el caso del jengibre.

Además del jengibre, para potenciar su aroma y sabor también podemos agregarle nuez moscada (como en la receta que les muestro más abajo) y algunos clavos de olor, de forma totalmente opcional.

Sin embargo, también puedes hacer una de las versiones más conocidas que son las galletas de jengibre y canela, con tan solo agregarle un poco de canela.

La combinación de sabores siempre será deliciosa, puedes incluso preparar algunas versiones y así varias un poco.

Porque además de esto puedes sustituir en ciertas ocasiones la melaza por miel y así pruebas otra versión de galletas de jengibre con sabor y color más suaves que las originales.

Los restantes ingredientes de estas galletas navideñas son la harina, azúcar moreno, huevo, mantequilla sin sal para no alterar demasiado el sabor y una pizca de sal.

El proceso es muy sencillo, se mezclan por una parte los ingredientes secos y por otra, primero se hace una crema con el azúcar y la mantequilla, luego se le incorporan los otros ingredientes húmedos para al final añadirle poco a poco la mezcla de harina y especias.

El resultado debe ser una masa homogénea, algo pegajosa, pero no demasiado y de color oscuro.

Y aunque sabemos que la forma más conocida son los hombres de jengibre, pero siéntete libre de intentarlo con otras figuras, se verán igual de estupendas.

Consejos para preparar galletas navideñas con jengibre

preparar galletas navideñas con jengibre

Para que las galletas de jengibre queden perfectas debemos prestar atención a varios aspectos.

En primer lugar, no usaremos harina en exceso, porque esto significaría alterar el sabor y la textura de las galletas.

De igual forma te recomendamos usar melaza de caña para unas galletas de jengibre tradicionales, ya que es el ingrediente que le aporta su color marrón oscuro que la caracteriza. Siempre que no puedas conseguir la melaza puede sustituirla por miel, pero mi recomendación es que.

En cuanto a la mantequilla es mejor usar la que viene sin sal, porque al haber distintos tipos de marcas de mantequilla con sal puede variar mucho la proporción que hay en cada una y esto definitivamente no es favorable para nuestra receta.

Otro truco muy importante para preparar las mejores galletas de jengibre es la refrigeración de la masa, una vez que está lista, porque este paso le confiere mejor textura.

Y, por último, pero no menos importante es la cocción, aquí la temperatura no debe ser alta para garantizar que se cocinen de forma pareja y en su totalidad.

Siempre pondremos las galletas de jengibre en el horno precalentado y apenas notemos que los bordes se tiñen de color marrón más intenso las retiraremos.

Como las galletas de jengibre salen del horno algo blandas, las dejaremos enfriar en su totalidad sobre una rejilla.

Cómo preparar Galletas caseras de jengibre para tazas

preparacion de las galletas

Las galletas caseras de jengibre para usarlas en taza solo llevan una variante y es en la forma que le damos para hornearlas.

Lo que tenemos que hacer es dejarles una hendidura estrecha que ayudará a fijarse en cualquier taza que las pongas.

Esta hendidura puedes hacerla manual o utilizar algunos moldes de galletas que ya vienen con ella.

En cuanto a la receta para este tipo de galletas, sigue siendo la misma y de igual forma son perfectas para disfrutarlas u obsequiarlas, tanto a niños como adultos porque son ideales para todas las edades.

Las galletas para tazas por lo general las consumimos con té pero un delicioso chocolate caliente también es una excelente propuesta para acompañarlas.

¿Cómo decorar galletas de jengibre?

decorar galletas de jengibre

La decoración más popular que usamos para las galletas de jengibre es el glaseado real, elaborado a partir de azúcar impalpable, un poco de agua y albúmina o merengue en polvo que ayudará a evitar que sea demasiado aguado.

Como el glaseado es de color blanco puedes dividirlo en varias partes y teñirlo de otros colores como verde y rojo (colores navideños) para decorar las galletas.

Puedes incluso agregarle colorante blanco al propia glaseado para intensificar su matiz natural.

De igual forma podemos usar grajeas de chocolate con colores, así como chocolate blanco o chocolate oscuro e incluso merengue, aunque este último es una de las versiones menos usadas.

Para hacer un delineado perfecto nos apoyaremos de una boquilla estrecha y dejaremos caer un hilo por los bordes, es decir nunca presionaremos directamente la boquilla contra las galletas.

Lo restante es poner en práctica nuestra imaginación para decorarlas de la forma más divertida posible.

¿Cómo Conservar las galletas de jengibre caseras?

Si queremos guardar las galletas de jengibre para días posteriores lo que haremos será utilizar un recipiente hermético.

puedes usar un tarro de cristal o una lata metálica, son 2 recipientes ideales para esta función.

Si lo haces así, garantizarás su textura intacta por 5 días, siempre y cuando las conserves a temperatura ambiente y las guardes una vez que están completamente frías.

En cambio, si quieres conservar la masa sin hornearla, solo congélala envuelta en papel film y te de esta forma te dura hasta 3 meses sin dificultades.

¿Cuál es la historia de las galletas de jengibre?

Como siempre digo, toda buena receta es resultado de una grandiosa historia, que por insignificante que pueda parecerles a algunos, conocer la tradición de los platos que preparamos nos ayuda muchísimo obtener el mejor de los resultados.

La historia que se esconde detrás de esta receta internacionalmente conocida comienza en la edad media.

El jengibre, que es su sabor característico, en aquel entonces era muy difícil de conseguir en otros países que no fuese China, ya que es una raíz originaria de este país.

Este ingrediente llegó a Europa hace siglos a través de la ruta de la seda y su uso principal fue ayudar a ocultar el sabor de las carnes preservadas.

Se dice que fueron unos monjes del monasterio de Europa quienes tuvieron la idea de confeccionar por primera vez pan de jengibre.

Sin embargo, la forma del hombrecito, que es la más popular surgió gracias a una sugerencia de la Reina Isabel I de Inglaterra al ordenar que las hicieran con la forma de algunos personajes, en especial que fuesen miembros de su corte y/o pretendientes.

Sin embargo, también conocemos la popular casa de jengibre, cuya forma se comenzó a hacer luego de que todos disfrutamos del cuento de Hansel y Gretel de los hermanos Grimm.

Y así es como surge esta linda tradición de preparar galletas de jengibre para navidad, donde todos nos podemos divertir haciéndolas de diferentes formas, tamaños y decoraciones.

¡Te Recomendamos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recipe Rating